Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

Develan en la estación Xola, Línea 2, el mural “Los pueblos no guardan memoria”

Publicado el 14 Mayo 2013
14MAYO20131.jpg
14MAYO20133.jpg
14MAYO20132.jpg

STC/037/2013

• “El mural es una síntesis de la historia de México en sus últimos tiempos”: Maestro Ariosto Otero.

• La obra se suma como donativo al patrimonio cultural del Sistema de Transporte Colectivo.

El Director General del Sistema de Transporte Colectivo, Ing. Joel Ortega Cuevas y el Maestro Ariosto Otero, develaron en la estación Xola, Línea 2, el mural “Los pueblos no guardan memoria”. Esta obra pictórica se suma como donativo al patrimonio cultural del Metro, que actualmente tiene en su acervo 52 expresiones de este movimiento artístico, elaboradas por creadores nacionales y extranjeros.

Durante la develación del mural el Maestro Otero coincidió con el Director del STC acerca de que “entre los muchachos que están en las calles, sí, hay talento; es talento perdido, por ello nuestra juventud necesita del abrazo de las instituciones. Necesitamos quitarlos de las esquinas, es importante de verdad, que recuperemos los espacios para que la juventud cumpla con su objetivo, mejorar el futuro de nuestro País”.

Enseguida explicó que “Los pueblos no guardan memoria” –mural elaborado sobre soporte de madera y estructura de metal, aplanados de grano de mármol resinas acrílicas sellador y blanco de titanio y colores acrílicos-, cumple con su objetivo al ser un medio de comunicación con el pueblo mexicano y una síntesis de la historia de México en sus últimos tiempos.

Describió que en la parte superior del Mural, empleó tonos grises, para presentar “el resultado extremo de la pobreza por un lado, y la rebeldía juvenil por otro: el tragafuego que arrojó sus ardientes llamas, producto de su estopa empapada de gasolina sobre los personajes que se ubican en la parte inferior y un grafitero que lanza su spray.”

Agregó que también se puede observar en su obra a “La Patria, simbolizada por una mujer del pueblo vestida con los colores de la bandera, con sus tenis blancos, llorando por sus hijos que han muerto; mientras otra mujer trata de evitar el fratricidio.”

Por su parte el Ing. Ortega Cuevas recordó que “nuestros mejores embajadores de la época posrevolucionaria, fueron los grandes muralistas mexicanos.”

Agregó que, “si en la Ciudad de México hubiera escuelas de muralistas, muchos jóvenes se inscribirían para ser pintores y entonces tendríamos grandes muralistas, porque hay que decirlo; por ejemplo, hay jóvenes que pintan grafiti de manera espectacular. Por ello el Gobierno del Distrito Federal tiene amplio interés en impulsar su talento.”

Enfatizó que con el propósito de calificar la viabilidad de exposición de obras en el Metro, “las nuevas propuestas contarán con la valoración de un Consejo Asesor, que será el que determiné cuáles cuentan con las características de calidad para que los usuarios y el público en general las puedan disfrutar.”

“Los pueblos no guardan memoria”, formará parte del acervo cultural del STC y se suma a las dos obras realizadas por el artista Ariosto Otero: “Los hilados” y “Monstruos de fin de milenio”, mismas que se exhiben

El Director General del STC, Ing. Joel Ortega Cuevas agradeció al Maestro Ariosto Otero el que haya aceptado compartir con los usuarios de la Red del Metro, otro más de sus murales, pues de esta manera se contribuye a que el Metro de la Ciudad de México cumpla con su función no sólo de transportar pasajeros, sino como un importante promotor de la cultura y las artes.

ACERCA DEL MAESTRO ARIOSTO OTERO Muralista comprometido con la función social del arte. Estudió la licenciatura en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando de la Universidad de Madrid en España y en la Academia de San Carlos de la Universidad Autónoma de México donde profundizó sus conocimientos en serigrafía, litografía, grabado y muralismo.

Durante más de 30 años ha realizado murales en México, Argentina, Colombia y Paraguay. Ha sido un incansable promotor del muralismo como una práctica de reivindicación social en todos los países de Latinoamérica. Es heredero de las agrupaciones de artistas promovidas por el muralista Siqueiros a lo largo de su trayectoria. Ariosto Otero ha conformado tres asociaciones en las que participa activamente. Actualmente es Fundador y Presidente de la Unión Latinoamericana de Muralistas y Creadores de Arte Monumental, integrada por artistas de Brasil, Colombia, Bolivia, Ecuador, Argentina, Uruguay, Paraguay y Cuba.

Entre sus obras más destacadas se pueden señalar los murales ubicados en la Secretaría de Gobernación, el Sindicato Nacional de Trabajadores, la antigua fábrica de hilos Cadena, las estaciones del metro Revolución y La Raza, así como El Mercado de San Ángel, entre otros.